Historias de Madre: Lorena Muiño

By 15 mayo, 2016 Novedades No Comments
13177275_557561737737658_2074746105591348795_n

En el  mes de la madre, amigas y colaboradoras de Ceprodih nos cuentan lo que ha significado para ellas la maternidad: Lorena Muiño,  Jefe de Marketing de Unilever,  nos cuenta su historia.

CEPRODIH:  ¿Qué sentiste cuando supiste que ibas a ser madre?

Lorena: Sentí felicidad, alegría, miedos, responsabilidad.

CEPRODIH:  ¿Que significó para ti  el momento en que fuiste madre, al ver por primera vez el rostro de tu hijo?

Lorena:  Fue la experiencia más fuerte que tuve. El momento en que lo pusieron en mi pecho y paró de llorar me sentí algo tan fuerte en el pecho, que no pude parar de llorar. Pero me tranquilizó saber que iba a poder hacerlo bien.

CEPRODIH:  ¿Qué es, o ha sido, lo más difícil de la maternidad?

Lorena: Las dudas que tenés permanentemente de si estás haciendo lo mejor para ellos, no lo que los reconforte más, sino lo mejor para su formación como personas. También el manejo de la culpa… de no estar lo suficiente, del tiempo lejos de ellos, de perderse cosas muy importantes…. Ese sentimiento siempre anda dando la vuelta.

CEPRODIH:  ¿Qué piensas hoy, unos años después?

Lorena:  Que es indescriptible ser mamá. Descubrí lazos y sentimientos que nunca había sentido antes, me sentí super héroe millones de veces, me enamoro todos los días de personitas que me miran con amor y admiración y me di cuenta de que ese motor me hace poder con todo.

CEPRODIH:  ¿Por qué colaborar con  Ceprodih, una organización que trabaja por las madres en situación de vulnerabilidad?

Lorena: Porque es en ese primer vínculo donde más se definen a las personas en el futuro. Que la mamá tenga una oportunidad de tener una vida digna es un derecho para ellas, pero además, una base fundamental para que sus hijos puedan crecer y desarrollarse en un entorno sano.

CEPRODIH:  ¿Qué mensaje darías a las mujeres que hoy se enteran que están embarazadas?

Lorena: Que van a descubrir y a sentir un amor único, que les va a dar fuerzas para salir adelante el resto de sus vidas. Que van a sentir miedo, pero que luego van a sentir la satisfacción de sentir que sólo con un abrazo y un beso pueden cambiarle la vida a alguien. Sólo hay que vivirlo y disfrutarlo.